Peñalosa pierde tutela contra el concejal Manuel Sarmiento

El cabildante del Polo no debe retractarse por decir que el alcalde es un vendedor de buses.

La justicia negó en primera instancia la tutela que el alcalde Peñalosa interpuso contra el concejal Manuel Sarmiento para que se retractara de las afirmaciones en las que calificó al mandatario como un vendedor de buses. De acuerdo con el fallo, el contenido de las declaraciones del cabildante del Polo “no tiene efectos insultantes o calificativos que intenten dañar u ofender al mandatario, solo el reproche a su postura dado el trabajo del señor Peñalosa como promotor de sistema de buses rápidos (BRT) y su vinculación en el ITDP, entidad que promueve este tipo de iniciativas en diferentes ciudades del mundo”.

“Este fallo es un triunfo de quienes hemos cuestionado al alcalde Peñalosa por sus relaciones con los negociantes de los sistemas de buses rápidos y una derrota del mandatario en su intento de callar a la oposición”, afirmó Sarmiento. Explicó que sus afirmaciones están sustentadas en más de 300 folios de pruebas que demuestran que: 1) Enrique Peñalosa trabajó para el ITDP, organización que recibe donaciones de Volvo y que se ha dedicado a ofrecer los sistemas tipo Transmilenio en todo el mundo; 2) Una de las funciones del mandatario era recorrer el mundo ofreciendo los sistemas de buses rápidos, como lo hace cualquier vendedor puerta a puerta; y, 3) Por sus buenos oficios, el ITDP le pagó al alcalde 468.000 dólares.

“En su segundo gobierno Peñalosa sigue comportándose como un vendedor de buses. Quiere imponerle a Bogotá un metro elevado mediocre y costoso, que funcionará como un alimentador de Transmilenio, para llenar la ciudad de articulados rojos bajo la falsa teoría de que los buses pegados pueden reemplazar a una red de metro”, agregó el concejal del Polo. Por último, Sarmiento invitó a los ciudadanos a seguir enfrentando con argumentos y movilizaciones las malas decisiones de Peñalosa. “No nos van a callar, vamos a derrotar la lógica plutocrática con la que actúa el alcalde para satisfacer los intereses de unos cuantos negociantes que se enriquecen con el sufrimiento de la mayoría de ciudadanos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *